Recientemente, un estudio analizó a los participantes de un famoso programa televisivo de pérdida de peso, en el que los concursantes adelgazaron rápidamente en el marco de una competencia.

Luego de concluido el programa, el metabolismo de los participantes se ralentizó. Y, con el transcurrir del tiempo, recuperaron el peso perdido. Fue casi como si sus cuerpos estuviesen tratando de volver a su peso original.

¿Es la pérdida de peso acelerada durante un breve período de tiempo lo que causó estos resultados? ¿Qué me dice de un programa de pérdida de peso más lento y gradual a lo largo del tiempo? ¿Es ese un mejor plan para perder peso y no recuperarlo?

El estudio no respondió todas las preguntas sobre los motivos por los que el metabolismo se enlenteció en estos casos. Pero se está usando para ayudar a los investigadores no solo a conocer la obesidad como enfermedad crónica, sino también a descubrir la manera de mantener el peso bajo control a largo plazo.

Muchas personas que han intentado perder peso conocen lo difícil que resulta evitar recuperarlo. Y no solo el riesgo de volver a adquirir viejos hábitos es lo que hace que las personas recuperen el peso perdido.

En una investigación reciente se demostró que los cambios hormonales y metabólicos parecen ser los responsables de que las personas vuelvan a recuperar su peso original.

¿Qué es el metabolismo?

Cada vez que come, su organismo trabaja arduamente para procesar los alimentos ingeridos, que se transforman en la energía que usted utiliza. Su metabolismo es la cantidad de energía que quema en forma de calorías.

El término se refiere a los procesos físicos y químicos del cuerpo que producen y usan energía, como la digestión de la comida, la respiración, la circulación de la sangre y la contracción muscular.

¿De qué manera el ejercicio impacta sobre el metabolismo?

La cantidad de calorías que usa para mantenerse vivo no se puede cambiar. Pero puede aumentar el índice metabólico en reposo (RMR, en inglés) a través de ejercicio y actividad física. La actividad representa un 15 a 30 por ciento de su consumo de energía diario.

Y es aquí donde el ejercicio, tanto el entrenamiento aeróbico como el de fuerza, entra en juego. La composición corporal, a saber, la proporción de masa muscular y grasa, tiene mucha influencia sobre el metabolismo.

¿Por qué? Porque la masa muscular es metabólicamente más activa que la grasa. En comparación, los músculos queman de 30 a 50 calorías más que la grasa por día.

¿De qué manera la reducción de calorías afecta el metabolismo?

Perdemos peso cuando quemamos más calorías de lo que comemos, así que regular el consumo calórico es una parte importante del control del peso. Pero sea cuidadoso al reducir las calorías.

En estudios realizados a participantes en ayunas y pacientes con anorexia se observó que ambos grupos tenían un metabolismo más lento.

El metabolismo lento pudo revertirse con el tiempo al aumentar el consumo calórico. Sin embargo, en pacientes con anorexia se desarrollaron otras complicaciones duraderas, como estatura baja, infertilidad y osteoporosis.

¿Qué puede hacer?

Entonces, ¿cómo puede perder peso y no recuperarlo? La manera más efectiva de perder peso es comer menos y ejercitarse más. Pero, ¿qué puede hacer con su metabolismo si su cuerpo parece querer regresar al peso anterior?

Es posible que para ganar la carrera de la pérdida de peso tenga que marchar a paso lento e ininterrumpido. Al ir aumentando lentamente la actividad física y el entrenamiento de fuerza a lo largo del tiempo, puede mejorar su metabolismo y ayudar a no volver a ganar peso.

Puede llevarle algún tiempo, tres meses o más, para notar cambios positivos en su metabolismo. Hable con su médico si sigue teniendo preguntas sobre el control de peso y su metabolismo.